Los indultos humanitarios más polémicos de los últimos años en Perú

La gracia presidencial concedida al exmandatario Alberto Fujimori ha causado una crisis en la gestión de PPK, pero existen otros casos ocurridos en anteriores gobiernos
Los indultos humanitarios más polémicos de los últimos años en Perú

Los indultos humanitarios más polémicos de los últimos años en Perú

27 de Diciembre del 2017 - 13:50

El indulto concedido al expresidente Alberto Fujimori ha causado una serie de reacciones divididas en el país pues una gran parte de la ciudadanía rechaza la decisión tomada por el presidente Pedro Pablo Kuczynski, a quien acusan de haber otorgado una gracia que responde solo a un interés político a fin de mantenerse en el cargo.

Sin embargo, esta polémica no es la única. Gobiernos anteriores -en los que se incluye el de transición- también figuran indultos por razones humanitarias a reos que no sufrían de enfermedades en fase terminal.

A continuación recordaremos los casos más sonados:

José Enrique Crousillat López Torres

En año 2009 durante la gestión del expresidente Alan García, al empresario se le otorgó el indulto humanitario tras recomendación de una Junta Médica, debido a diferentes enfermedades al corazón.

"Se trata de un adulto mayor que sufre de cardiopatía hipertensiva moderada, enfermedad vascular cerebral, fibrilación auricular crónica, obesidad, síndrome ansioso depresivo", señalaba la resolución firmada por el entonces exmandatario y el exministro de Justicia Aurelio Pastor.

Sin embargo, el 14 de marzo de 2010 le fue revocado el indulto. Según el ex procurador Ronald Gamarra se demostró que no estaba enfermo y el acta de la Junta Médica se hizo de forma irregular. Inclusive Crousillat fue sorprendido realizando compras en el balneario de Asia.

López Torres fue condenado a ocho años de prisión preventiva por vender la línea editorial de su canal a favor del gobierno de Alberto Fujimori. Purgó prisión en el Penal para Reos Primarios, ex San Jorge, ubicado en el Cercado de Lima.

Julio Espinoza Jiménez

El aprista, ex jefe del Seguro Integral de Salud (SIS), recibió el indulto también durante el segundo gobierno aprista. El motivo fue que sufría de un cáncer terminal; sin embargo varios años después un informe de Cuarto Poder reveló que gozaba de buena salud y dictaba clases universitarias.

En la resolución con fecha 14 de junio del 2008, fue aprobado el indulto en primera instancia y avalada por el exjefe de Estado y la exministra Rosario Fernández. Sin embargo, lo que fue extraño es que en el 2007 cuando el aprista solicitó el beneficio, tenía 61 años, cuatro menos de lo exigido por ley.

La gracia le fue concedida a Espinoza Jiménez cuando tenía apenas ocho meses recluido de los 15 años que le corresponden por el delito de peculado. Inclusive los cargos en su contra quedaban en el olvido. El exfuncionario fue acusado del robo de 19 millones de soles destinados para la compra de bienes y alimentos dirigidos a los damnificados por el terremoto de Pisco

Reos por terrorismo

A pocos días de culminar su periodo el exmandatario Valentín Paniagua, su gestión concedió indultos por razones humanitarias -el 5 de julio de 2001- a reos por terrorismo que no sufrían enfermedades en fase terminal, así lo reveló  a un diario local el vocero fujimorista Alejandro Aguinaga, médico de cabecera de Alberto Fujimori.

Las resoluciones firmadas por el entonces ministro de Justicia, Diego García Sayán, detallan que se otorgaron las gracias presidenciales por padecer gastritias medicamentosa, artrosis, descensos vaginales e hipertensión, entre otros males que pondrían en riesgo la vida del interno.

En los casos particulares figuran: Gerardo Saravia López de Castilla , actual editor de la revista IDL, quien accedió al beneficio porque se convirtió en insulinodependiente. Le sigue Escobar Cervantes- cuya otra identidad es Miguel Ángel Cano Ruffo-accedió al indulto debido a que sufría de hemofilia, gastritis medicamentosa y artrosis.

Beneficio por "avanzada edad"

Luego por avanzada edad fue concedido los indultos humanitarios a Dominga Rosales Carlos (70) por padecer osteoartritis senil, hipertensión arterial y diabetes mellitus.

También está el caso de Marina Gamboa Macizo (65), quien purgaba condena en el penal de Huacariz (Cajamarca) padecía de "descensos vaginales". Su caso fue cuestionado pues es madre de Luis Roberto Villar Gamboa, sindicado como uno de los integrantes del MRTA que fugó, junto con Víctor Polay Campos, del penal de Castro Castro en 1990. 

Desayunos de Correo

Lo más leído