Estrés escolar

22 de Octubre del 2014 - 23:57 » Textos: Mauricio Díaz

El estrés no es una condición a la que pueden llegar solo adultos. Los escolares también caen en este estado. El año termina y con él vienen los trabajos de todos los cursos y los exámenes finales. Los jóvenes son conscientes de la congestión de tareas que se les avecina a medida que se acercan las últimas semanas.

Lo ideal es que se preocupen solo de estudiar, pero la realidad no siempre es así. Los chicos también tienen preocupaciones ajenas a su edad, situaciones que los agobian y perturban, como por ejemplo la expectativa o la necesidad de una nota alta. Para obtener las mejores calificaciones, sus planes y proyectos, la presión de los padres y hasta el entorno social producen estrés y cambios en el comportamiento del alumno como consecuencia de la natural preocupación.

"Muchos expertos señalan que, luego de examinar a diversos pacientes con problemas emocionales, estos padecían molestias en la columna vertebral. En el caso de escolares la mala postura adoptada a lo largo del año, la contracción de los nervios, músculos e inflamación de las articulaciones contribuyen a dificultar su concentración. Y es que el desbalance de los discos de la columna presionan los nervios, éstos dejan de funcionar correctamente afectando el sistema nervioso y produciendo ansiedad, dolor de cabeza, dificultad para dormir, irritabilidad y estrés escolar como reflejo de la presión académica", explica el doctor Jason Gilbert, máster en quiropráctica del Instituto Quiropráctico Internacional.

Agrega que la evolución y desarrollo de la quiropráctica ha determinado que no solo alivia males físicos propios de la estructura ósea del cuerpo, sino que también elimina el estrés, la migraña, la ansiedad y la irritabilidad del paciente.

"El quiropráctico es un profesional con estudios universitarios. Esta especialidad previene, diagnostica y corrige la disfunción del sistema neuromuscular, los problemas en las articulaciones, músculos, tendones, nervios y otras estructuras. Sus efectos sobre el sistema nervioso influyen a nivel físico y emocional. Por ello es muy conocida en muchos países del mundo, y logra un beneficio en el paciente al iniciar el tratamiento", finaliza Gilbert.