Temas

El arte de la comida oriental, una fusión que despierta los sentidos

Desde casa, descubre una alternativa para preparar de manera fácil y rápida.

El arte de la comida oriental, una fusión que despierta los sentidos

El arte de la comida oriental, una fusión que despierta los sentidos

22 de Septiembre del 2016 - 19:00

Las alternativas caseras pueden ser variadas y sencillas, solo necesitas poner a prueba algunos trucos que pueden ayudarte a sorprender a quien quieras.

La gastronomía oriental se ha fusionado con el sabor peruano para descubrir una selección exquisita y dispuesta a conquistar a todo tipo de comensal.

Para iniciar esta exquisita ruta del placer de la gastronomía oriental te brindamos la receta de un delicioso kam- lu wantán. “Nosotros lo preparamos a la plancha, pero aquí hay una receta para casita”, afirma Jimmy Chen, administrador del restaurante estilo chifa, Jumbo.

“Lo primero que debemos hacer es cortar el chancho en trozos, macerar con sal, vinagre, ron o pisco, canela china, una vez listos y reposados se deben dorar en la sartén y reservar en recipiente aparte”, indica con mucha precisión Jimmy Chen. 

Seguido, saltear los langostinos previamente lavados y sin venas e incorporar al frito de las otras carnes. Una vez que haya agarrado punto se debe echar el sillao. No olvidar rellenara los wantanes con chorizo, hacer paquetitos y freír. En una fuente echara el wantán frito, sobre ellos las carnes: pollo, langostinos, menudencias, chancho.
Posteriormente saltear las verduras chinas cortadas al sesgo y las partes blancas de la cebolla china hasta que se vean brillantes, echar el agua de piña y los trozos de piña sancochados aparte. Cubrir las carnes con este saltado, agregar sillao, el chuño disuelto y la salsa de tamarindo. Servir.

“Sabemos el gusto criollo de los peruanos. Pero nosotros tenemos cuidado que nuestros platos tengan la autenticidad para que los peruanos se sientan satisfechos y gocen con el sabor de la comida cantonesa”, comenta  Chen y agrega que muchos chifas de renombre sacrifican el clásico sabor oriental y técnicas milenarias, para ahorrar costos, pero recomendamos siempre usar los insumos chinos.

Lo más leído