Temas

Opinión
Jorge Esteves

Jorge Esteves

La lucha para declarar en emergencia la Carretera Central

​El lunes último, los congresistas por Junín se reunieron en Huancayo. ¿La agenda? Soluciones a los problemas de la Carretera Central, una vía que se construyó para soportar el paso de 4 mil vehículos diarios, pero por la que circulan un promedio de 6354 unidades todos los días. Un panorama que genera un caos mayúsculo en el tráfico de Lima hacia el centro del país.

06 de Octubre del 2016 - 05:40 Jorge Esteves

El lunes último, los congresistas por Junín se reunieron en Huancayo. ¿La agenda? Soluciones a los problemas de la Carretera Central, una vía que se construyó para soportar el paso de 4 mil vehículos diarios, pero por la que circulan un promedio de 6354 unidades todos los días. Un panorama que genera un caos mayúsculo en el tráfico de Lima hacia el centro del país.

El parlamentario de Fuerza Popular Israel Lazo presentó el proyecto de ley que declara en emergencia la Carretera Central y “declara de necesidad pública y preferente interés nacional el proyecto par vial Lima-La Oroya y rutas alternas”. Su iniciativa generó adhesiones de la mayoría de sus colegas de la región. El congresista del Frente Amplio Mario Canzio pidió unión para solucionar este problema vial. “Hay que dejar atrás los colores políticos”, agregó.

Sin embargo, las frases y las buenas intenciones no bastaron para concretar lo que toda la región central demanda. Para comenzar, la tan mentada unidad de los congresistas no existe. El oficialista Moisés Guía Pianto se negó a participar porque no lo ubicaron a la cabeza de la reunión. Cuando vio que en el sitio principal de la mesa estaba la congresista Sonia Echevarría, pateó el tablero y se marchó. “Esto es un maltrato; además, ese no es nuestro trabajo, nuestro trabajo es fiscalizar, toda esa reunión está digitada. ¿Quién maneja a estos congresistas?”, declaró. ¿A quién se refería cuando decía que algún personaje estaba detrás de todo? Nada menos que al gobernador regional Ángel Unchupaico.

Lo cierto es que nuevamente hubo discordias y enfrentamientos, cuando la realidad pedía unidad. Y hubo hasta actores políticos que dijeron que este tipo de eventos no llegan a nada concreto y que solo sirven para atraer cámaras.