Escritor Jorge Volpi: "La corrupción está presente en todos los niveles en México"

Escritor mexicano presenta hoy 'Una novela criminal', por la que ganó el Premio Alfaguara 2018, en la Feria del Libro
Escritor Jorge Volpi: "La corrupción está presente en todos los niveles en México"

Escritor Jorge Volpi: "La corrupción está presente en todos los niveles en México"

04 de Agosto del 2018 - 14:54 » Textos: Carlos Narciso » Fotos: Adriana Quesada

El escritor mexicano Jorge Volpi regresó al Perú para presentar hoy en la 23° Feria Internacional del Libro de Lima su última publicación, Una novela criminal, con la que ganó el Premio Alfaguara 2018.

Este libro recoge la historia del azteca Israel Vallarta y la francesa Florence Cassez, quienes fueron capturados por la Policía mexicana en 2005, en un operativo armado que se transmitió en vivo por televisión por haber secuestrado a tres personas.

Años después, Cassez fue declarada inocente y salió en libertad, mientras Vallarta lleva 13 años en prisión preventiva, sin sentencia, en una cárcel de máxima seguridad.

¿Cuán difícil ha sido establecer la verdad en este caso? El libro trata justo sobre la búsqueda de la verdad y la imposibilidad de encontrarla porque los encargados de buscarla, los policías y los jueces en primera instancia, se encargaron de destruirla. Más que una novela policiaca, está basada en puros hechos reales.

Operación masacre (Rodolfo Walsh), A sangre fría (Truman Capote) y El proceso (Kafka) relatan casos reales parecidos. ¿Por qué decidiste no presentar la historia como novela? Porque los hechos eran tan enrevesados y tan inverosímiles, tan llenos de mentiras, que creo que hubieran perdido fuerza si se hubiera convertido en una novela basada en hechos reales, más que en una novela que cuenta directamente lo que pasó. El problema, en este caso, es que la mayor parte de las pruebas fueron falsificadas, los hechos fueron torcidos, se manipuló a los testigos, se torturó a los presuntos criminales. Esa enorme cantidad de alteraciones en las pruebas son las que hacen imposible que un juez pueda establecer la verdad de lo ocurrido.

Israel Vallarta, el supuesto secuestrador, sigue preso en una cárcel de máxima seguridad, lleva cerca de 13 años allí sin tener sentencia... Sí, eso es lo terrible de esta historia, que delata realmente cómo funciona el sistema de justicia de México.

¿Durante su investigación, de tres años, qué no pudo hallar, qué no pudo conseguir? No pude hallar la verdad. No pude saber exactamente qué fue lo que pasó entre el 8 y el 9 de diciembre de 2005. No sabemos claramente cómo fueron detenidos, por qué fueron detenidos, si las víctimas realmente fueron víctimas, y si eran víctimas, en qué momento fueron liberadas y dónde fueron liberadas. Todo esto seguimos sin saberlo.

¿Qué otras trabas tuvo en su investigación? Ninguna otra traba. Hubo personas que busqué, pero no quisieron hablar conmigo, eso es algo a lo que se enfrenta cualquier trabajo periodístico.

¿Qué otras lagunas tiene esta historia? Tiene muchas. Las víctimas señalan a muchos otros posibles culpables de su secuestro, la Policía nunca los busca, nunca son llamados a comparecer. Hay una enorme cantidad de manipulación de pruebas, de testigos, de testimonios. Parece que todo se origina de una venganza, pero no sabemos el origen de esa venganza.

Después de haber investigado lo que ha podido de esta historia, ¿qué sensación le queda del sistema de justicia en su país? Es un sistema de justicia que no funciona en absoluto. Es un sistema de justicia mal diseñado, con leyes que no acaban de funcionar ni estar bien planeadas. Hay una reforma en México importante para pasar de los juicios escritos a los juicios orales que no ha acabado de hacerse. Es un sistema donde la corrupción está presente en todos los niveles. Es un sistema donde los poderosos siempre se salen con la suya y el que no tiene poder siempre termina pagando; y es un sistema donde la tortura es una práctica habitual. Y se parece, sí, a muchos otros sistemas de justicia en América Latina.

¿Qué aprendizaje le ha dejado esta historia? Para mí ha sido terrible, aunque ya me lo imaginaba, no en esta proporción, descubrir todo lo que puede pasar en un sistema de justicia como el mexicano. México es un país sumido en la violencia y en la corrupción, y ni la violencia ni la corrupción pueden terminar si el sistema de justicia no funciona.

¿Hay esperanza? Siempre hay esperanza. Ahora hay un cambio de gobierno en México y eso desata la esperanza. Esperemos que el nuevo gobierno de Manuel López Obrador pueda intentar cambiar este estado de cosas.

¿Qué es lo más difícil de cambiar? El tener confianza en el sistema, porque nadie en México tiene confianza en el sistema de justicia. Lo peor que te puede pasar es estar sometido en cualquier proceso en el sistema de justicia porque sabes que es corrupto, que no funciona, que las influencias políticas siempre están metidas. Ese es el terrible problema.

Jorge Volpi

Escritor (50)

Se graduó de abogado y ha publicado las novelas La paz de los sepulcros, El tempera-mento melancólico, El jardín devastado, Oscuro bosque oscuro, Memorial del engaño, entre otros.

Lo más leído