Miguel Grau: el almirante de la Marina de Guerra del Perú nació un día como hoy

El 'Caballero de los mares' nació en 1834
Miguel Grau: el almirante de la Marina de Guerra del Perú nació un día como hoy

Miguel Grau: el almirante de la Marina de Guerra del Perú nació un día como hoy

27 de Julio del 2018 - 10:55

Miguel María Grau Seminario, nació un día como hoy 27 de julio de 1834, su heroísmo resaltó más en la Guerra del Pacífico (1879-1883), que enfrentó a Perú y Bolivia contra Chile.

Con los años, Miguel Grau perteneció al Huáscar, protagonizó uno de los episodios más heroicos de la contienda. Comandado por el almirante peruano, es así que llevó a cabo una auténtica guerra de guerrillas marítima contra las naves chilenas en 1879. 

Al interferir el transporte de tropas y provisiones que se dirigían hacia el norte, el Huáscar se convirtió en la pesadilla de los chilenos. Imposibilitado de continuar la campaña de forma regular, el mando chileno dio la orden de destruir o capturar el buque. Dos blindados y tres corbetas de la armada chilena lo esperaron en la mañana del 8 de octubre de 1879 en Punta Angamos, cerca de la localidad de Mejillones. En los primeros intercambios de artillería el Huáscar quedó inmovilizado y Miguel Grau perdió la vida.

El resto de la tripulación fue capturada y la embarcación arrastrada hasta el puerto de Valparaíso. El impacto psicológico de esta derrota fue muy negativo para la moral de las tropas aliadas peruano-bolivianas.

Hallazgo de los restos de Miguel Grau

Rebuscando los escombros dentro de la torre se encontró confundido con las astillas de madera y pedazos de fierro, que allí existían, al lado de estribor y como a la altura de 1 metro, un trozo de pierna desde la mitad de la pantorrilla al pie, el que estaba calzado con botín de cuero; y la capellada del botín hasta había desaparecido como si se la hubiese cortado cuidadosamente con una cuchilla muy fina sin dañarse la suela ni las uñas de los dedos que estaban completamente desnudos; por la situación de ellos conocí que era la pierna derecha; esto fue todo lo que encontré de 4 a 5 de la tarde.

Lo más leído