Industria nacional recibirá 30% del atún que capture nave extranjera

El Produce revisó la norma y a través de un DS restableció la medida, ampliando así el plazo hasta el 31 de diciembre del presente año
Industria nacional recibirá 30% del atún que capture nave extranjera

Industria nacional recibirá 30% del atún que capture nave extranjera

03 de Febrero del 2018 - 18:25 » Textos: Clorinda Flores F. » Fotos: Andina

El Ministerio de la Producción (Produce) revisó el D.S N° 021-2017-Produce (diciembre pasado 2017) y estableció nuevas disposiciones para continuar con el abastecimiento de atún a la industria conservera nacional.

Para ello, publicó hoy en El Peruano el D.S 001-2018 Produce, restableciendo la obligación de las embarcaciones extranjeras, que pesquen en aguas peruanas, entreguen el 30% del total de atún que capturen, a la industria conservera nacional.

“Del nuevo análisis se ha considerado pertinente que la duración del plazo del régimen excepcional de entrega pendiente de atún de parte de los armadores de embarcaciones de bandera extranjera no sobrepase del 30 de diciembre del presente año 2018”, precisó.

También estableció que aquellos armadores que no pudieron descargar no menos del 30% de atún en virtud a sus permisos de pesca anterior podrán realizar el proceso este año, con la garantía de una carta fianza equivalente al valor de mercado de la citada especie.

Indicó que una vez concluido el régimen excepcional para la entrega de atún, todos los armadores de bandera extranjera que soliciten permisos de pesca deberán descargar la obligación del 30% de atún en territorio nacional solo durante la vigencia de su autorización.

En tanto, el presidente del Comité de Pesca y Acuicultura de la Sociedad Nacional de Industrias (SNI), Alfonso Miranda, saludó la rectificación del Produce, considerando que el nuevo DS normaliza el procesamiento del atún en las empresas conserveras del Perú, así como la posibilidad de incrementar las inversiones en la industria del atún.

“Con esta disposición se mantienen las esperanzas en ser potencia mundial en el mediano plazo, respetando las reglas de juego para ser una industria competitiva y liberando los obstáculos que afectan la competitividad del sector pesquero para consumo humano”, afirmó Miranda.