Asesinan a balazos a padre e hijo en local de San Jacinto por presunto ajuste de cuentas

Familiares piden a autoridades esclarecer hecho y detener a los responsables de este doble crimen
Asesinan a balazos a padre e hijo en local de San Jacinto por presunto ajuste de cuentas

Asesinan a balazos a padre e hijo en local de San Jacinto por presunto ajuste de cuentas

29 de Enero del 2018 - 09:01 » Textos: Redacción » Fotos: Moro Al Día

Un lamentable suceso se registró la noche del último sábado en el centro poblado de San Jacinto, en el distrito de Nepeña, a tan solo una hora de Chimbote.

En un local de la zona se encontraban departiendo un padre con su hijo cuando de pronto irrumpieron cuatro sujetos, provistos de armas de fuego, quienes realizaron disparos con la intención -al parecer- de acabar con la vida del segundo de ellos.

El progenitor salió en defensa de su vástago y recibió impactos de bala en la cabeza y el tórax, lo que causo su muerte inmediata. En tanto, el joven intentó huir pero fue alcanzado por los proyectiles. Falleció cuando era conducido hacia el hospital regional Eleazar Guzmán Barrón del distrito de Nuevo Chimbote.

TRAGEDIA. Este penoso hecho se registró en el local conocido como “Chikibum”, en la calle Los Pinos del centro poblado de San Jacinto. Según testigos, en este lugar Roger Orlando Bedón Velásquez (43) “Piñata” y Erick Orlando Bedón Polo (19) “Piñatita” se encontraban tomando licor cuando, al promediar las 10 de la noche, aparecieron cuatro personas encapuchadas y provistas de armas de fuego.

Los delincuentes se aproximaron hasta el lugar donde se encontraban los parientes y abrieron fuego. El primero en caer fue “Piñata”, quien intentó proteger a su hijo. En tanto, el joven alcanzó salir del local, pero también fue herido por las balas.

Con signos de vida, Erick Bedón fue conducido hasta el hospital de Nuevo Chimbote, pero en el trayecto murió.

Producto del violento ataque también resultó herida otra persona. Se trata de Sergio Mario Arroyo Albino (26), quien se viene recuperando en el nosocomio del distrito sureño.

Agentes de la Policía Nacional vienen realizando las investigaciones y no descartan que, por la modalidad, se trate de un ajuste de cuentas. Asimismo, se conoció que las dos víctimas registran antecedentes por robo.