Ica

Se complica situación legal de suspendido alcalde de Pueblo Nuevo y su gerente municipal

Según carpeta fiscal, testigo señala que Carrión Nevado ordenó pagar cheques de manera “irregular” y que el dinero cobrado era para Hugo Buendía y su gerente
Se complica situación legal de suspendido alcalde de Pueblo Nuevo y su gerente municipal

Se complica situación legal de suspendido alcalde de Pueblo Nuevo y su gerente municipal

05 de Febrero del 2018 - 11:02 » Textos: C. Castillón » Fotos: Grupo Epensa

En la Sala del Juzgado Penal Colegiado Supraprovincial Zona Norte de Chincha se ventiló que fue por orden de Diego Martín Carrión Nevado, gerente municipal en la gestión del edil suspendido de Pueblo Nuevo, Hugo Jesús Buendía Guerrero, que se pagó dos cheques -sin cumplir con los trámites respectivos- al representante del Consorcio Unión. 

Ese dinero, según esta anotado en la carpeta fiscal, era para Buendía y Carrión a cambio de a pagar la deuda a la contratista.

Los movimientos. En diciembre de 2016 la municipalidad giró cheques al representante legal del Consorcio Unión por un monto de 70 mil soles. 

Estos cheques, según el expediente fiscal, debían cobrarse para entregar el dinero al alcalde y al gerente. 

Luego de este pago, la municipalidad iba a emitir un cheque por la suma de 180 mil soles a favor del Consorcio como parte de pago de la deuda que el concejo mantenía con ellos.

Según la versión dada por el administrador de la empresa MIVISA (consorciada de Unión) a la Fiscalía Anticorrupción de Ica, “constantemente el gerente municipal (Diego Carrión) como el alcalde de la municipalidad (Hugo Buendía) le solicitaba sumas de dinero para cancelar la deuda” de más de un millón de soles por trabajos en la Av. Unión. 

Añade que ofrecieron pagarle la suma de 250 mil soles, pero que “para poder cobrarlo tenía que dejar la suma de 70 mil soles”. La suma de este dinero se emitió en dos cheques. El primero por un monto de 40 mil soles y el otro cheque por 30 mil soles. 

La denuncia señala que la suma mayor era para el alcalde y la diferencia para el gerente. 

Estos cheques, según manifestó el tesorero de la municipalidad en el juicio oral, fueron girados por orden directa de Carrión Nevado sin cumplir el procedimiento para efectuar desembolsos municipales. 

Cuando la fiscal Noris Ricse entrevistó al tesorero preguntó si realizar pagos sin conformidad de obra era correcto, el funcionario respondió: “es incorrecto”. 

Además, se defendió diciendo que realizó el trámite por disposición de Carrión Nevado, quien también le indicó que el representante del Consorcio Unión iba llegar al concejo por los cheques. En efecto, así fue, pero ni Buendía ni Carrión recibieron el dinero pues, como es de conocimiento público, el empresario los denunció en la fiscalía.