El primer reto que deberá asumir el nuevo general

El general César Vallejos Mori será el encargado de responder por la seguridad que se brindará ante el arribo del Papa Francisco a la ciudad de Trujillo. Se espera que llegue a la región esta semana para iniciar sus labores
El primer reto que deberá asumir el nuevo general

El primer reto que deberá asumir el nuevo general

07 de Enero del 2018 - 08:41 » Textos: Fiorella Blas » Fotos: Cortesía

Tras su ascenso y designación como director de la III Macro Región Policial La Libertad-Áncash, el primer gran reto que deberá asumir el flamante general PNP César Manuel Vallejos Mori es la protección del Papa Francisco durante su visita a Trujillo; así como la de miles de fieles que acudirán a este histórico evento.

El nuevo jefe policial es el sucesor del general PNP en retiro Tito Pérez Arrascue, quien desde agosto del año pasado tuvo la difícil labor de luchar contra la inseguridad ciudadana que imperaba en las calles liberteñas.

En tal sentido, el comando regional espera que César Vallejos arribe a la ciudad mañana, lugar que no es desconocido para él, ya que durante los años 2013 y 2014 se desempeñó en la región como jefe de la División de Investigación Criminal (Divincri) de Trujillo.

HOJA DE VIDA. Con una destacada trayectoria, el nuevo jefe de las regiones La Libertad y Áncash ascendió al grado de coronel en el año 2009 debido a una acción distinguida: se enfrentó a balazos con unos delincuentes y frustró un asalto en el distrito de Jesús María, en Lima.

En su paso por la región, el oficial se encargó de la jefatura de la Divincri, donde tuvo importantes logros en la desarticulación de bandas delictivas dedicadas a la extorsión y sicariato, estando como general en aquella época César Gentille Vargas, quien ha sido pasado al retiro por renovación de cuadros.

En la capital se desempeñó como jefe de la División de Investigaciones Especiales Dirandro, donde realizó importantes operativos contra el tráfico de drogas internacional.

Con este legajo, el jefe policial tendrá la importante labor de dirigir todo el despliegue policial que significará la recepción del sumo pontífice, siendo este un evento de talla mundial.

SEGURIDAD. Uno de los coordinadores sobre la seguridad del Papa Francisco en Trujillo, Roberto Zapata Cáceres, jefe de la Región Policial La Libertad, indicó que para la quincena del mes se espera el arribo del personal policial que reforzará la vigilancia.

El alto mando de la PNP señaló que entre las medidas de seguridad que se tomarán para el 20 de este mes es que no se permitirá a los visitantes que acampen en los alrededores de la explanada donde el santo padre oficiará una misa para la feligresía en Huanchaco.

De igual manera, el coronel Zapata comentó que el personal policial se ubicará a lo largo de todo el trayecto que el sumo pontífice recorrerá y en los lugares donde el máximo representante de la Iglesia Católica visitará, como son el aeropuerto de Huanchaco, su explanada, donde será la misa, el sector Buenos Aires donde visitará a los damnificados, y la Plaza de Armas de Trujillo.

“Dentro de los cinco mil agentes que llegarán, hay de Lima, de la zona norte y el sur, quienes llegarán días previos para ultimar detalles. Habrá personal uniformado y civil que realizarán labor de inteligencia”, explicó el coronel.

“Ellos van a estar ocho horas antes por lo menos para cerrar algunas vías y desviar el tránsito, ello a fin de que los visitantes tengan todas las facilidades para escuchar la misa y poder ver al Papa”, añadió el oficial.

Cabe indicar que llegará personal de inteligencia, Suat, francotiradores, entre otros agentes, para brindar las condiciones necesarias de seguridad.

MARATÓN. A trece días de su llegada a la ciudad, un grupo de feligreses participó del trote motivacional denominado “La ruta del Papa Francisco y la paz”, el cual se realizó a las 6.30 a.m. de ayer desde el sector de Buenos Aires, en el distrito de Víctor Larco.

Fueron alrededor de 60 los participantes que desde muy temprano se congregaron a la altura de la comisaría de Buenos Aires y partieron rumbo al Arzobispado Metropolitano de Trujillo, ubicado en la plaza de armas, comprendiendiendo una distancia de 7 kilómetros.

Es preciso recordar que los deportistas corrieron un tramo del recorrido que hará el sumo pontífice desde Buenos Aires al centro de la ciudad.

“Se trata de una actividad física recreativa, a la que están invitadas todas las familias, instituciones públicas y privadas, universidades, colegios profesionales, empresas y agrupaciones culturales para vivir días previos de hermandad y confraternidad que generará la visita pastoral del Papa Francisco a Trujillo”, comentó el arzobispo de Trujillo, monseñor Héctor Cabrejos Vidarte.

Se conoció que varios grupos de deportistas como Trujillo Runners, el Instituto Peruano del Deporte La Libertad (IPD), la Federación Peruana de Atletismo participaron de esta significativa carrera en la que le dieron la bienvenida a Francisco I por elegir a Trujillo dentro de su visita a nuestro país.

Recomendaciones. Debido a que solo se podrá llegar en auto hasta el óvaloHuanchaco, el Arzbispado Metropolitano de Trujillo brindó unas importantes recomendaciones para toda la comunidad que desee participar de la misa que se realizará en la explanda de Huanchaco.

Los feligreses que peregrinen hacia la explanda deben llevar ropa y zapatos cómodos; así como viajar con un equipaje liviano.

De igual manera, se recomienda el uso de bloqueadores, hidrantantes de piel y gorros, ello debido a la intensidad de los rayos solares.

Se conoció que los asistentes podrán llevar alimentos ligeros (sánguches y galletas), agua (se prohibirán los envases de vidrio) y pancartas o banderines.

Asimismo, se conoció que ante la importante afluencia de público, se ha destinado equipos de última generación y personal médico altamente calificado para este evento.

En la explanada se colocarán puestos de atención médica, ambulancias tipo 2 y 3, las cuales contarán con equipamiento para cuidados intensivos y están calificadas para atender paros cardiacos.

También se contará con médicos, cardiólogos, enfermeras, emergencistas, técnicos y brigadistas, quienes estarán prestos a brindar los primeros auxilios ante cualquier emergencia.