Comisión de Venecia: Su opinión sobre sobre la crisis política en el Perú

Treinta distritos de la región son declarados en emergencia por lluvias

Municipios podrán modificar su presupuesto para atender las zonas afectadas por un peligro inminente ante inundaciones. Catorce puntos críticos con aniegos aún son intervenidos en la provincia de Chiclayo
Treinta distritos de la región son declarados en emergencia por lluvias

Treinta distritos de la región son declarados en emergencia por lluvias

17 de Febrero del 2019 - 10:50 » Textos: Alicia Tovar » Fotos: Correo

El Poder Ejecutivo declaró el estado de emergencia en 30 distritos de Lambayeque tras la intensa lluvia registrada el pasado 15 de enero.

Gracias a esta medida, los municipios provinciales y distritales podrán modificar su presupuesto para atender las zonas afectadas por las aguas pluviales. En la provincia de Chiclayo, 14 puntos críticos aún son intervenidos por la presencia de aniegos.

DECISIÓN

El último sábado, la presidencia del Consejo de Ministros emitió el decreto supremo N° 027-2019 “que declara -por un plazo de 60 días- el Estado de Emergencia en varios distritos” de los departamentos de Tumbes, Piura, Lambayeque, Cajamarca y La Libertad.

La declaratoria fue aprobada en base al último oficio del Instituto Nacional de Defensa Civil (Indeci) que señala las zonas donde existe un “peligro inminente” por la temporada de lluvias.

Este documento considera los escenarios de riesgo ante el pronóstico de precipitaciones que ha elaborado el Centro Nacional de Estimación, Prevención y Reducción del Riesgo de Desastres (Cenepred).

Además, se incluye los informes del Servicio Nacional de Metereología e Hidrología (Senamhi) y del Estudio Nacional del Fenómeno El Niño (Enfen) sobre las probabilidades de lluvias intensas entre febrero y marzo.

En la región, los distritos declarados en emergencia son Chiclayo, José Leonardo Ortiz, Monsefú, Tumán, Pomalca, Pátapo, Cayaltí, Ciudad Eten, Zaña, Reque, Lagunas, Pucalá, Oyotún, Puerto Eten, La Victoria, Pimentel y Santa Rosa.

También figuran Lambayeque, Mórrope, Túcume, Mochumí, Jayanca, Salas, San José, Chóchope, Ferreñafe, Incahuasi, Pueblo Nuevo, Manuel Antonio Mesones Muro y Cañaris.

Según el decreto supremo, los gobiernos locales en coordinación con los diferentes ministerios deberán ejecutar acciones inmediatas para reducir el “muy alto riesgo” que predomina en las zonas de emergencia.

“Las acciones pueden ser modificadas de acuerdo a las necesidades y elemento de seguridad que se vayan presentado durante su ejecución”, agrega el documento.

Esto significa, según explicó el jefe del Centro de Operaciones de Emergencia Regional (COER), Ramón Becerra Cervera, que las municipalidades podrán modificar su presupuesto para financiar los trabajos de respuesta inmediata.

El funcionario señaló que su despacho dispuso la entrega de 29 motobombas para la provincia de Chiclayo y otras localidades donde la lluvia causó aniegos.

Además, otras 10 fueron otorgadas a la Entidad Prestadora de Servicios de Saneamiento de Lambayeque (Epsel) mientras que 60 miembros de la Séptima Brigada de Infantería del Ejército ayudarán a proteger estos equipos.

“Por precaución, las personas que viven en las riveras de los ríos tienen que ser reubicadas. Se puede hacer un trabajo coordinado con la Policía. Al estar en emergencia, los alcaldes tienen facultad para utilizar su presupuesto“, agregó.

LIMPIEZA

En la provincia de Chiclayo, la municipalidad inició ayer el trabajo de limpieza en distintos puntos inundados, con apoyo de maquinaria de Epsel.

Los pueblos jóvenes Jorge Basadre, Fanny Abanto y 4 de Noviembre, la vía de evitamiento, el mercado 9 de Octubre fueron algunas de las zonas intervenidas.

El jefe del Centro de Defensa Civil y Gestión de Riesgos del municipio de Chiclayo, Manuel Yerren Callacna, precisó que existen 14 puntos críticos por efecto de las lluvias.

“Hay zonas donde se está interviniendo con hidrojects. Estamos recorriendo con Epsel para poder terminar con la emergencia”, expresó.

Luego de evacuar las aguas pluviales, se estima iniciar las labores de fumigación para evitar la proliferación de los vectores transmisores de enfermedades como dengue y malaria.

“Epsel tiene dos hidroject y otros dos que han llegado de Trujillo. También tenemos tres cisternas por parte de la municipalidad, más de 20 motobombas de 4 pulgadas y ocho que nos ha asignado el Coer pero solo hemos retirado tres”, informó el funcionario.

Si se registran lluvias de mayor intensidad, la municipalidad prevé contratar más cisternas además de solicitar maquinaria pesada al Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento.

“También podríamos hacer fichas para el Fondes (Fondo Para Intervenciones ante la Ocurrencia de Desastres Naturales). Pero necesitamos algo más urgente”, indicó Yerrén Callacna.

Desde el gobierno regional también se convocó una reunión con la directora nacional de riesgos, Noemi Cuadrado García, quien lidera el equipotécnico del Ministerio de Educación (Minedu).

La representante de este despacho ministerial hizo referencia a la declaratoria en situación de emergencia que, en la región, ya ha sido aprobado solo para el municipio de Chiclayo.

Al respecto, indicó que con la publicación del decreto supremo, esta “figura tiene un carácter menor”. “Indeci ya valoró la alerta como nivel 1, es la menor de todas y no podemos alertar a la población de esta forma”, expresó.

En los próximos días se espera la llegada del Ministro de Educación, Daniel Alfaro Paredes, y el director ejecutivo de la Autoridad de la Reconstrucción con Cambios, Edgar Quispe Remón. 

Lo más leído