Venezolanos piden reconsiderar medida que los obliga a ingresar a Perú solo con pasaporte (VIDEO)

Un centenar de venezolanos están refugiados en el albergue “Sin Fronteras” de San Juan de Lurigancho

19 de Agosto del 2018 - 11:52 » Textos: Pedro Meléndez » Fotos: Pedro Melendez / Joel Alonzo

La nueva medida migratoria que establece el ingreso de ciudadanos venezolanos con pasaporte preocupa a sus compatriotas que viven en el albergue llamado 'Barrio Chamo', en San Juan de Lurigancho, pues imposibilitará traer a sus familiares.

Las familias que habitan en el albergue ubicado en el jirón Olmos, en la urbanización Canto Rey, piden al presidente Vizcarra reconsidere esta medida pues conseguir un pasaporte en Venezuela cuesta lo mismo que venir al Perú.

"Tramitar un pasaporte cuesta 500 dólares que es lo que nos cuesta venir al Perú. Si tienes palanca (conocido) lo consigues hasta en cuatro días, pero eso también cuesta y dinero es lo que no tenemos. Ojalá el presidente Vizcarra reconsidere esta medida", comentó Yuliber Morales, venezolana que tiene un año viviendo en Lima.

Para evitar el ingreso de delincuentes, los ciudadanos venezolanos proponen se otorgue un carnet de ingreso en la frontera como lo viene haciendo Colombia, lo que permitiría un mejor control de los datos de sus compatriotas.

"En Colombia nos entregan un carnet de ingreso, con esto pueden tener acceso a nuestros datos y tener un mejor control migratorio. Si se restringe el ingreso al país con pasaporte, no podremos traer a nuestros familiares", reflexiona Gustavo Jiménez, que tardó 23 días en llegar desde Venezuela al Perú.

Se espera con el anuncio de la nueva disposición migratoria que alrededor de 140 ciudadanos venezolanos lleguen al albergue donde actualmente viven 90 personas entre las que hay 20 niños.

Asimismo, los ciudadanos venezolanos pidieron ayuda con la donación de medicamentos debido a que están llegando compatriotas con bacterias adquiridas en el trayecto, las que son contagiadas en las habitaciones, donde duermen hasta tres personas por cama. 

"Me agarró por sorpresa. Yo no me esperaba esto, no sé cómo voy a sacar a mis hijos. Para mí es algo muy fuerte, yo quiero que mis hijos estén conmigo", dijo una venezolana a Reporte Semanal.

Desde el albergue en San Juan de Lurigancho, que acoge a un centenar de venezolanos desde hace meses, varios extranjeros expresaron su preocupación por la decisión anunciada por la Superintendencia Nacionales de Migraciones y el Ministerio del Interior. 

"Me agarró de sorpresa no estoy de acuerdo. Ha pasado de la noche a la mañana", comentó otra mujer.

Lo más leído