Temas

Australia: Piernas de adolescente fueron devoradas por misteriosos "piojos de mar"

Los doctores se vieron sorprendidos por el hecho y aseguraron que nunca habíanvisto algo así
Australia: Piernas de adolescente fueron devoradas por misteriosos "piojos de mar"

Australia: Piernas de adolescente fueron devoradas por misteriosos "piojos de mar"

08 de Agosto del 2017 - 11:45 » Textos: Redacción Multimedia

Un joven de 16 años y su familia vivieron los peores momentos luego que en una visita a una playa, sus piernas comenzaran a sangran luego que unos misteriosos animales marinos lo mordieran mientras se bañaba. El hecho ocurrió en Australia.

Sam Kanizay ingresó a las aguas de la playa en Brighton después de un partido de fútbol, sin embargo al salir se dio cuenta que en sus pies y piernas tenía severas heridas, las cuales no dejaban de sangrar.

La familia del joven aseguró que las heridas fueron causadas por unas pequeñas criaturas que se lo estaban comiendo vivo. “Comían la piel de Sam y lo hicieron sangrar abundantemente”, afirmó el padre Sam, Jarrod Kanizay quien agregó que lo metieron en la ducha para intentar para el sangrado, sin embargo este no se detuvo.

El joven fue llevado al hospital, dónde los propios doctores quedaron asombrados con la situación del menor, al punto que no lograron encontrar una explicación a lo que sucedía.

Por ello, Jarrod Kanizay decidió investigar por su propia cuenta las posibles causas de lo que le había sucedido a su hijo y al día siguiente regresó a la playa con un trozo de carne y capturó a cientos de especies de bichos que, asegura, fueron los responsables del ataque. "Los llevamos a casa y se pegaron a la carne. Chuparon toda la sangre", dijo.

Por su parte, la experta en invertebrados marinos de la Universidad de New South Wales, Alistair Poore señaló que nunca había visto un caso similar y agregó al medio The Guardian que los mordiscos deben haber sido causados por un animal marino conocido como “piojo de mar” y la descripción del padre de muchacho parece confirmar la hipótesis.

Afortunadamente a pesar del susto, tras el tratamiento médico, el adolescente dejó de sangrar al día siguiente, y se recuperará completamente.