El famoso 'selfie' que podría acabar con la carrera del fotógrafo

La imagen del macaco se hizo viral en todo el mundo, sin embargo el fotógrafo se ha visto perjudicado por demandas relacionadas a la imagen
El famoso 'selfie' que podría acabar con la carrera del fotógrafo

El famoso 'selfie' que podría acabar con la carrera del fotógrafo

23 de Julio del 2017 - 14:38 » Textos: Redacción Multimedia » Fotos: RT

El selfie de un macaco se hizo viral en las redes. El "monkey selfie" fue descargado 50 millones de veces en todo el mundo, pero la imagen se convirtió en la pesadilla del fotógrafo.

Dave Slater es un fotógrafo británico quien se atribuyó los derechos de autor y se encuentra lejos de sentirse orgulloso de su ardua labor para conseguir que los animales se tomen las imágenes. El ahora piensa en acabar su carrera luego que haya perdido miles de euros en juicios.

"Todo lo que hice para tratar de destacar la difícil situación de los monos ha destruido mi vida privada. Mi vida está arruinada" comentó Slater a RT. Esto luego que Wikipedia y PETA (Personas por el Trato Ético de los Animales) lo denunciara.

ORIGEN. Dave acudió a la jungla de Indonesia en el 2008 y halló un grupo de 20 macacos negros, una especie que solo se encuentra en 2 islas de dicho país. El fotógrafo se ganó la confianza de los monos e instaló las cámaras para que ellos mismos se tomen las imágenes. El problema empezó cuando la foto se hizo viral. Wikipedia y PETA comentaron que las imágenes no son del fotógrafo, sino del macaco.

Por su lado, Slater defiende su iniciativa de acudir a dicho lugar y pensar en dicha idea. Así como el empleo de sus cámaras y conocimiento fotográfico.

Wikipedia y el portal web Techdirt comentaron que esas imágenes eran de dominio público. Por lo que Wikimedia Commons la puso en descargo modo libre, lo que generó pérdidas a Slater. Luego de ello PETA lo denunció cuando él publicó su libro con dicho trabajo. 

Para dicha organización el mono era el dueño de los derechos y como ellos no pueden tener propiedad intelectual, se ofreció a ser la administradora de fondos recaudados por dichas imágenes. PETA perdió el caso, pero ha apelado.

Por su lado, Slater comenta que ya no tiene muchas ganas de continuar con su carrera. "No buscaba ganar mucho dinero, solo quería un salario justo por mi trabajo, algo para dejarle a mi hija", comentó. 

Te puede interesar: Descubren mancha de excremento de 80 kilómetros en una playa mexicana