Los ciberataques superan ahora la ciencia ficción

Correo llegó a Israel para participar en evento mundial que busca mitigar la creciente intrusión de piratas de la red
Los ciberataques superan ahora la ciencia ficción

Los ciberataques superan ahora la ciencia ficción

31 de Julio del 2017 - 13:11 » Textos: Miguel Guerra / Colaboración desde Israel » Fotos: Correo

La ciberseguridad es hoy prioridad en las grandes naciones del mundo, pues no solo se trata de proteger la información estatal, bases de datos de ciudadanos o documentación secreta, sino de velar por la seguridad informática de los millones de usuarios que cada día están más tiempo conectados a diversas redes en el mundo.

Del 25 al 29 de junio se realizó en la ciudad de Tel Aviv (Israel) el Cyberweek 2017, uno de los eventos de ciberseguridad más importantes del mundo, al que acudieron alrededor de 7000 expertos y voceros de empresas como Dell, IBM, Cisco, Intel, Microsoft, PayPal, así como start-up (empresas digitales) dedicadas al rubro de la seguridad informática.

Correo fue testigo de excepción del evento donde se discutió sobre el deber que tiene un país para dejar en buen recaudo los servicios cibernéticos, a fin de proteger la privacidad y la tranquilidad de la población cada día.

PRIMER MINISTRO. Tanta es la importancia que le da Israel a este evento convocado en la Universidad de Tel Aviv, que asistió el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, junto a su equipo de especialistas en materia de ciberdelitos, cibercrimen y ciberterrorismo.

Uno de los temas más discutidos fue la aparición de virus como Wanna Cry, que secuestra los datos de la víctima, los encripta y luego pide un rescate económico. La seguridad de los smartphone en el mundo también fue punto de discusión, pues queda claro que los usuarios deben tomar medidas preventivas adicionales tras comprar un dispositivo celular. Hoy es muy fácil para los hackers acceder a las comunicaciones de terceros para fines malignos.

SISTEMAS CRÍTICOS. Cyberweek enfatizó en el peligro de recibir ataques a sistemas críticos como hospitales, plantas de agua, hidroeléctricas, centros financieros, vehículos inteligentes o centros educativos para robar información, destruir archivos o secuestrar datos que pertenecen a la población.

Solo el ransonware Wanna Cry capturó expedientes médicos de miles de pacientes y los piratas informáticos han llegado al extremo de pedir dinero para devolver la información. Estos acontecimientos encienden una alarma que muchos prefieren no escuchar. El CEO de CyberSpark, Roni Zehavi, uno de los primeros líderes de ciberseguridad de Israel, mencionó que este tipo de ataques se ejecutan de forma sencilla, pero tienen un costo muy alto para contrarrestar el problema.

Israel ocupa el quinto puesto de la lista de países con menos delincuencia en el mundo. Este resultado se debe al vínculo directo e integral entre instituciones del sector público y privado para crear una coraza que impida que piratas informáticos vulneren los sistemas.

CIBERGUERRA. Otro punto de discusión del evento fue la problemática de la ciberguerra, el aumento del ciberterrorismo y la ciberdelincuencia en el mundo. Capacitar al factor humano es muy importante para evitar que se descarguen aplicaciones sin haber leído los permisos de acceso.

Queda claro que el acceso a la información personal de los usuarios no debe ser tan ligera o fácil.

ENTRENAMIENTO. El Cybergym o Cibergimnasio es justamente un espacio para evaluar todos los escenarios posibles de riesgo -prueba y error- en los países más desarrollados. Israel abrió las puertas de su principal Cybergym a Correo en la ciudad de Hadera. Se trata de un campamento privado que tiene la función de entrenar a compañías de todo el mundo para defenderse. En sus instalaciones existen cabañas que simulan distintos escenarios de ciberataques.

Los escenarios son casi reales, desde simuladores de fábricas (conocidos como sistemas SCADA), cajeros bancarios (ATM) y otros sistemas que almacenan mucha información de los usuarios.

Aquí se ensaya, además, el control inmediato de las cámaras de seguridad, incluso a nivel mundial, se revisa la analítica para identificar patrones anómalos de la red y se busca proteger más a los dispositivos que se conectan al llamado Internet de las Cosas (IoT, por sus siglas en inglés).

Las instalaciones están exclusivamente dedicadas a aprender a cómo mitigar un ataque cibernético a gobiernos, organismos financieros, fábricas con infraestructuras críticas y a distintas empresas. En el Cybergym trabajan unas 40 personas, todas practican el hacking ético, muchos son exmilitares y exempleados de empresas de ciberdefensa. “El objetivo es golpear los sistemas informáticos de las empresas antes que experimenten un verdadero ataque virtual y sepan cómo actuar, indicó Ofir Hason, consejero delegado de Cybergym.