​Robinho y su otro antecedente por violación sexual en Inglaterra

Tras la sentencia de nueve años este jueves, se dio a conocer que el brasileño también estuvo involucrado en otro caso de agresión sexual
​Robinho y su otro antecedente por violación sexual en Inglaterra

​Robinho y su otro antecedente por violación sexual en Inglaterra

23 de Noviembre del 2017 - 16:21

Robson de Souza, más conocido como "Robinho", no solo es acusado de protagonizar una violación en Italia, sino que a esta denuncia se suma la de otro escándalo de agresión sexual en 2009 ocurrido en Inglaterra.

El actual jugador del Atlhetico Mineiro, que en ese momento tenía 25 años, fue acusado de una presunta violación una joven de 18 años -la madrugada del 14 de enero - en el sector VIP de la discoteca Space ubicada en Leeds, local que visitaba con frecuencia el futbolista brasileño.

Cabe mencionar que esto ocurrió cuando el atacante llegaba al Manchester City proveniente del Real Madrid de España.

NEGÓ LOS CARGOS

Chris Nathaniel, portavoz de Robinho, salió a desmentir la información difundida a fines de enero de ese año. A través de un comunicado publicado en la página oficial del futbolista señaló: "Niega categóricamente cualquier acusación de haber cometido algún crimen y está dispuesto a colaborar con la policía".

Una vez interrogado, De Souza fue liberado bajo fianza. Luego el delantero abandonó el club Manchester City para viajar a la isla Tenerife, por "asuntos personales que atender".

Sin embargo, la policía inglesa desestimó la acusación y la Fiscalía de ese país no encontró indicios de que el jugador haya violado a la mujer. Al darse la noticia de que no iba a ser procesado, su portavoz señaló: "Robinho es un hombre de familia que trabaja y está enamorado del fútbol. Ahora quiere centrarse en el club y en acabar la temporada de la mejor forma posible".

ACTUAL ACUSACIÓN

Como se recuerda, el brasileño fue condenado hoy por la justicia italiana a nueve años de prisión acusado de participar en una violación en grupo contra una mujer de Albania, de 22 años, en una discoteca de Milán.

El hecho ocurrió el 22 de enero de 2013, y según los medios italianos participaron otras cinco personas.