​Contraloría confirma en inspección la deprimente situación de los colegios

Situación deprimente se reveló en inspección de Contraloría.
​Contraloría confirma en inspección la deprimente situación de los colegios

​Contraloría confirma en inspección la deprimente situación de los colegios

15 de Abril del 2018 - 11:58 » Textos: Correo » Fotos: Grupo Epensa

Una triste realidad es la que constató la Contraloría General de la República durante el operativo “Buen inicio del Año Escolar 2018”, realizado a nivel nacional del 7 al 9 de marzo pasado.

En Junín, el órgano de control visitó 21 instituciones estatales, verificando carencias y debilidades referidas al proceso de matrícula, los materiales y recursos educativos, instrumentos de gestión, servicios básicos, mobiliario escolar e infraestructura escolar, entre otros aspectos.

VISITAS. El trabajo de campo fue realizado por los especialistas de la Contraloría Regional Huancayo, quienes inspeccionaron los centros educativos: Juan Velasco en Pangoa; Institución Educativa N° 31226 Santa Rosa en Ulcumayo; el centro educativo N° 30246 en Santo Domingo de Acobamba; la Institución Educativa N° 30001-42 en Perené.

También están, la Institución Educativa N° 30682 Carlos Noriega Jiménez en Satipo; Sagrado Corazón de María en Huancayo, Centro Educativo San Andrés en San Juan de Jarpa (Chupaca), y la Institución Educativa N° 30372 en Comas (Concepción), entre otros once colegios del nivel primario y secundario visitados.

DETALLES. El 57% de los centros educativos no cuentan con cercos perimétricos, mientras que el 38% de los colegios no tienen pisos. El 33% de las aulas no tienen techos adecuados, el 28% no cuentan con aulas suficientes y funcionan en ambientes de material rústico, hechos que ponen en peligro la integridad física de los estudiantes.

Además, se evidenció que no habrían elaborado el cronograma de matrícula que indique la cantidad de vacantes por grado, lo cual podría afectar el del calendario académico.

A su vez, la plana de docentes en las instituciones educativas no fueron cubiertas, lo cual limitaría el normal desarrollo de las actividades académicas.

De la misma manera, existen deficiencias en el almacenamiento de los materiales educativos, que produciría el deterioro y/o pérdida de dicho material bibliográfico y no cuentan con servicios de luz eléctrica, teléfono, internet, agua y desagüe. Estas situaciones podrían limitar las atenciones y coordinaciones oportunas en favor de la comunidad educativa; así como la transmisión de enfermedades infectocontagiosas en perjuicio de la salud de los beneficiarios.

También se constató que el 80% del mobiliario no están en buenas condiciones, lo cual afectaría el proceso de aprendizaje de los estudiantes cuando no se brinda el servicio en términos de comodidad y calidad educativa.

A NIVEL NACIONAL. Las intervenciones, en las cuales participaron más de 400 auditores de las 27 Contralorías Regionales de todo el país, se efectuó en una muestra de 377 colegios, considerando una población de 23,524 instituciones educativas públicas de nivel primaria (polidocente) y secundaria.

El número de colegios por región en la muestra es proporcional al total de instituciones educativas por región y fueron seleccionados en forma aleatoria (al azar). Ante ello, y por la naturaleza de la muestra, las conclusiones del operativo se pueden generalizar a nivel nacional, con un alto grado de confiabilidad de un 95%.

Se evidenció que en el 53.9% de las instituciones educativas visitadas no se publicó el cronograma de matrícula en un lugar visible; mientras que en el 29.8% el proceso de matrícula se realizó fuera de las fechas dispuestas por la autoridad educativa.

Expuestos. En lo que respecta a un balance nacional, se detectó que muchos colegios están próximos a antros de perdición.

Lo más leído