Miles de personas visitan el cementerio El Carmen

Tumbesinos aprovecharon para pintar y terminar de arreglar las tumbas de sus familiares. Hoy es el turno de velar a los adultos
Miles de personas visitan el cementerio El Carmen

Miles de personas visitan el cementerio El Carmen

02 de Noviembre del 2017 - 09:48 » Textos: Julia Lalupú » Fotos: Correo

Desde muy temprano miles de tumbesinos acudieron ayer a coronar a sus “angelitos” en el cementerio El Carmen en Tumbes, iniciando así las celebraciones por el “Día de Todos Los Santos”, que el uno de este mes se conmemora a los niños que partieron y el día 2 a los adultos.

Los familiares de los difuntos fueron a recodar a sus seres queridos y a dejar una ofrenda floral. Algunas personas se encontraban pintando, limpiando y hasta realizando acabados en las sepulturas.

“Es importante que la tumba este limpia, para que mi hermano sienta que aún lo extrañamos y amamos”, señaló Rocío Mendoza, quien visita a su familiar hace 10 años.

Durante el primer día de velaciones, se recuerda a los niños y niñas que dejaron de existir y para recordarlos es costumbre comer las bolsas de dulces. Algunas vendedoras indicaron que pocas personas siguen la tradición. “Sí compran pero ya no les dan a los niños para recordar a sus hijos, la tradición va desapareciendo”, acotó, Rosa Campos, vendedora.

VISITAS. Los familiares aprovecharon la ocasión no solo para hacer mantenimiento a las tumbas también para conversar y añorar los momentos que pasaron juntos.

A la entrada del camposanto encontramos a Clorinda Rosales, quién afirma que llega todos los años desde Trujillo, solo para visitar a su esposo, fallecido el año 1997.

Más adelante, cerca de las sepulturas de los héroes caídos de Zarumilla, estaba un hombre pintando de color verde un sepulcro. “Llevo viniendo aquí desde el 2004, en este mausoleo están mis tres grandes amores: mi esposa y mis dos hijas, gemelas. Siempre vengo, no solo cuando son velaciones”, manifestó Ismael Montero González.

En los exteriores del camposanto decenas de mujeres ofreciendo sus flores reciben a los visitantes. Rosas, claveles, margaritas, radiolos, pompos y toda clase de arreglos florales desde cinco soles.

“Hay mucha competencia, la venta está regular”, manifestó Bertha Sánchez, florista.

Los puestos de comida también se hicieron presentes.