Exgerente de Susana Villarán califica de “mentiroso contumaz” a Jorge Barata

José Castro, hombre de confianza de la exalcaldesa de Lima, jura que no recibió dinero de Odebrecht
Exgerente de Susana Villarán califica de “mentiroso contumaz” a Jorge Barata

Exgerente de Susana Villarán califica de “mentiroso contumaz” a Jorge Barata

17 de Abril del 2018 - 10:19 » Textos: Damián Retamozo / dretamozo@grupoepensa.pe » Fotos: Leandro Britto

El exgerente general de la Municipalidad de Lima, José Miguel Castro Gutiérrez, funcionario de confianza de Susana Villarán, negó haber solicitado y recepcionado $3 millones por parte de la firma Odebrecht, y calificó como “un mentiroso contumaz” a Jorge Barata, exrepresentante de la firma brasileña en el Perú.

Castro Gutiérrez compareció ayer ante la comisión parlamentaria “Lava Jato” para ofrecer su testimonio sobre las afirmaciones de Barata ante fiscales peruanos en Sao Paulo.

El congresista Mauricio Mulder (APRA) le recordó a Castro detalles de la confesión de Barata. En pleno proceso de revocatoria, Castro telefoneó a la oficina de Barata en Lima y le propone una reunión. Barata acude a la Municipalidad de Lima y se reúne con Castro. Este le pide apoyar con $3 millones la campaña del No a la Revocatoria. Jorge Barata declaró ante el fiscal que, luego de hablar con Castro, recibió una llamada telefónica de Susana Villarán, reiterando el pedido formulado por su gerente general.

Barata confesó a la Fiscalía peruana que accedió, en vista de que la firma Odebrecht tenía varios proyectos en la municipalidad limeña (Rutas de Lima, entre otros). Un posible cambio de alcalde podía perjudicar los intereses de su empresa. OAS aportaría $1 millón (Vía Parque Rímac).

Según la Fiscalía, Castro y Barata acordaron que $ 2 millones sean entregados a Valdemir Garreta para la contratación del publicista Luis Favre. El millón restante sería depositado en cuentas bancarias dispuestas por Castro y una fracción, en efectivo, en Lima.

NEGACIÓN

El exfuncionario optó por desacreditar al informante, negándole cualquier atisbo de veracidad.

“Mi respuesta es que hay que tomar las declaraciones de Barata como de quien vienen”, afirmó a la defensiva, para añadir luego que “Barata es claramente un mentiroso contumaz. No son ciertas para mí. En lo que a mí respecta, no son ciertas. No he recibido ni un centavo de Barata, nunca le he pedido nada”.

Según Castro, Barata declaró que Odebrecht no recibió ningún beneficio a cambio de su aporte, y que solo apoyaron porque pensaban que Villarán era presidenciable.

Mulder refutó la afirmación de Castro: “(El beneficio) ya lo habían recibido en un contrato anteriormente. Ya tenían la concesión”.

Castro insistió en que no existe el alegado delito de cohecho.

“El cohecho es distinto -aclaró Mulder-. Recibir dinero en la campaña y no declararlo es lavado de activos”.

Precisó Mulder que un aspirante a colaborador, como es el caso de Barata, perdería su condición de tal si dice una mentira.

El 5 de abril pasado, el Equipo Especial del Ministerio Público allanó un inmueble de José Miguel Castro, en Miraflores, como parte de las diligencias en las investigaciones de que es objeto.