Gobierno compra S/ 30 mlls. en módulos de vivienda sin el estudio de resistencia

Informe implica a Lambayeque y regiones del norte y examina también la adquisición de módulos sanitarios (baños), los cuales, según los alcaldes de Pacora e Íllimo nunca se instalaron en sus distritos. Congresista Javier Velásquez afirma que documento tiene sugerencia de carácter penal, por ser “una compra dudosa”
Gobierno compra S/ 30 mlls. en módulos de vivienda sin el estudio de resistencia

Gobierno compra S/ 30 mlls. en módulos de vivienda sin el estudio de resistencia

13 de Enero del 2018 - 09:14 » Textos: Lester Solis » Fotos: Correo

Gran escándalo. Un contundente informe con graves observaciones confirmó la Contraloría General de la República en la millonaria adquisición que el Gobierno realizó durante la emergencia del último fenómeno de El Niño Costero, el cual azotó a todo el norte del país.

Las irregularidades halladas fueron al Proceso de Contratación Directa N° 012-2017 que el Ministerio de Vivienda realizó para adquirir Módulos Temporales de Vivienda (MTV) para la asistencia frente a emergencias y desastres, su armado y entrega a las familias damnificadas.

El resumen ejecutivo del Informe de Auditoria de Cumplimiento N° 723 -2017, atañe también a lo ocurrido en las regiones de: Tumbes, Piura, Lambayeque, La Libertad, Ancash y Lima.

Se remarca, que en esta región, desde el mes de setiembre del año pasado, más de 700 módulos temporales de vivienda fueron almacenados, sin mucha explicación, en un complejo deportivo de la ciudad de Lambayeque.

MILLONES EN JUEGO. Según el documento del órgano contralor, el Ministerio de Vivienda adquirió 2,604 MTV por un monto de S/ 30’506,976.60 por lo que suscribió el contrato N° 091-2017 con la empresa FCA Peruana Eternit SA.

La compra consistió en 2,442 Módulos Temporales de Vivienda (MTV) y 162 Módulos Sanitarios Temporales, con un plazo de entrega de ocho (8) semanas (56 días).

La auditoría comprendió la revisión y análisis de la documentación técnica y financiera relacionada con la adquisición de los bienes, así como el proceso de instalación y entrega de los MTV a los damnificados, los cuales estuvieron a cargo de la Oficina de Abastecimiento y Control Patrimonial.

La primera grave observación de este informe pone en evidencia que a los funcionarios de este ministerio no les habría importado conocer qué calidad de módulos adquirían.

“El área usuaria no cumplió con la revisión y aprobación de la memoria del cálculo estructural, que hubiera permitido comprobar la resistencia de los MTV, aprobación que requería ser previa a la suscripción del contrato y, que hasta la fecha del trabajo de campo de la auditoría todavía no se había llevado a cabo, lo que ha dilatado el otorgamiento de la conformidad”, reza el documento.

La observación en este punto añade que, “tampoco se efectuaron los controles de calidad de los materiales que conforman el módulo durante la ejecución del contrato; lo que está dando lugar que, a pesar de que se han entregado 2,152 MVT a los damnificados, se desconozca si estos han cumplido con las condiciones establecidas contractualmente”, señala.

La segunda observación tiene que ver con las deficiencias para repartir los módulos sanitarios (baños).

“…se evidenció que el Ministerio de Vivienda determinó la necesidad de comprar 162 módulos sanitarios (baños), encontrándose a la fecha almacenados 151 de estos, situación que se ha producido porque quienes efectuaron la evaluación de la necesidad de la compra, no tomaron en consideración las condiciones reales en donde se iban a instalar los MTV, asumiendo la premisa del agrupamiento de módulos…”, manifiesta.

Esta misma observación remarca, “…en la realidad este criterio adoptado (agrupamiento) en la determinación de la necesidad no se cumplió por la falta de terrenos para reubicar a los damnificados, lo que dio lugar a que se entreguen a los beneficiarios en los terrenos donde viven, sin darse las condiciones para un agrupamiento, afectando directamente la cantidad de baterías de baños que se requería…”, indica.

La tercera observación determina que, de los 2,442 MTV no se entregó 104 a los damnificados, generando inoportunidad de su distribución en las regiones de Tumbes, Piura, Lambayeque y Ancash, debido a la falta de instrumentos para llevar el control y monitoreo en la entrega, pese a haber transcurrido más de 6 meses y aún no se culmina con su distribución, lo cual ha afectado a 104 familias”, acota la auditoría.

LOS ALCALDES. Para conocer cuál fue el comportamiento del Ministerio de Vivienda en dos de los distritos más afectados con el último Niño Costero, Correo dialogó con los alcaldes de Pacora e Íllimo.

Frank Gonzales Másquez, burgomaestre de Pacora, comentó que en su distrito tuvieron algo más de 400 familias damnificadas.

“Pero el Ministerio de Vivienda solo coberturó a 106 familias con MTV, el resto de familias damnificadas fueron atendidas por las ONG, tal como se ha manifestado en su oportunidad”, indicó la autoridad.

Respecto a los módulos sanitarios (baños), Gonzales sostuvo que en su jurisdicción no se instaló ninguno por parte del Ministerio de Vivienda.

“Es más, no sabía que el Ministerio de Vivienda había comprado estos sanitarios; los que están instalados en los caseríos son los que las mismas ONG llevaron”, remarcó.

A su turno, el alcalde Íllimo, Juan Cabrera Farroñay, apoyado de su jefe de Defensa Civil local, Henry Baldera, admitió casi lo mismo.

“Acá los MTV que repartió el Ministerio de Vivienda no alcanzaron, las ONG nos ayudaron, caso contrario no hubiéramos podido atender a todas las familias damnificadas”, comentó.

En Íllimo, Cabrera mencionó que tuvieron 1,250 familias damnificadas.

“De todas estas, 311 familias lo habían perdido todo y necesitaban su MTV, pero el ministerio solo pudo atender a 200”, indicó.

Con relación a los módulos sanitarios (baños), la autoridad municipal señaló que, a principio de la emergencia el ministerio instaló 10 unidades básicas en el albergue que había en el parque principal.

“En los caseríos no se puso, a pesar que se hizo el requerimiento en las fichas que se presentaban semanalmente con las modificaciones.

El pedido de estos baños era para los caseríos, en su momento pedimos 4 sanitarios por cada caserío, pero nos explicaron que la ley establecía que se les entregaba a las familias que tenían sus casas totalmente caídas, no a los afectados, a pesar de que estos, también lo necesitaban”, puntualizó.

Lo más leído