Verifican abandono en 4 obras del GRL

La Contraloría interviene porque último consorcio habría realizado trabajos sin firmar contrato. Proyecto debió terminar el año pasado y afecta a 2 mil alumnos
Verifican abandono en 4 obras del GRL

Verifican abandono en 4 obras del GRL

18 de Octubre del 2017 - 09:02 » Textos: Lester Solis » Fotos: Correo

Al mayúsculo escándalo de retraso por más de un año en la entrega de la remodelación de cuatro colegios que ejecuta el Gobierno Regional de Lambayeque (GRL), ahora se sumaría que, el último consorcio ganador para la ejecución del saldo de esta obra habría realizado labores sin la firma del contrato legal respectivo.

Ante esta situación, la cual fue puesta al descubierto por el propio gerente regional de Infraestructura, Fidel Ortiz Zapata, la Contraloría volvió a inspeccionar, ayer, la situación de abandono en la que se encuentran estas 4 instituciones educativas.

EXIGENCIA. El Gobierno Regional de Lambayeque, hace un par de años emprendió la obra, Mejoramiento del servicio educativo de 4 colegios: 10030 Naylamp de Chiclayo, Carlos Augusto Salaverry de La Victoria, Fanny Abanto Calle de José L. Ortiz y Diego Ferré de Reque, por un monto contractual de S/ 9 millones 892 mil 397.47.

Los trabajos debieron ser entregados en octubre de 2016, pero hasta la fecha, según se conoció, el avance sería del 80%, provocando a que más de 2,000 alumnos de estos planteles estén encargados en diferentes centros educativos.

Estamos cansados que nos mezan. Cada vez que vamos al GRL el señor Fidel Ortiz, que es el encargado de Infraestructura, nos engaña, nos dice tantas cosas que ya ni le creemos.

Un día nos sale que ya van a firmar contrato, otro día que en dos meses nos entregan el colegio terminado, y al final seguimos en lo mismo, reveló Pilar Tapia Rodríguez, tesorera de la Apafa del colegio Naylamp y Fidel Cuyate, agente municipal del sector.

Las madres de familia también exteriorizaron su profundo malestar porque los escolares de esta escuela tienen que trasladarse hasta colegios como el Ramón Espinoza de El Porvenir, Juan Mejía Baca de José Olaya, entre otros, donde están encargados.

Muchos vienen a pie desde la Cruz de La Esperanza o La Pradera, imagínense, a qué hora van llegando a sus hogares, y lo hacen porque sus padres no tienen para el pasaje o priorizan la movilidad para los más pequeños de la casa, comentó, Naty Vílchez Julca, presidenta de aula del primer B.

GRAVE. Las progenitoras además denunciaron que, hace poco, obreros de una empresa constructora llegaron al colegio Naylamp donde realizaron una serie de trabajos, aparentemente, sin el contrato de ley.

Tenemos informado por la subdirectora, que sí vinieron a trabajar, pero el Gobierno Regional de Lambayeque no ha firmado contrato, porque nos han hecho dos baños. Vinieron cerca de una semana, aunque nos dijeron que vendrían 20 trabajadores, pero solo llegaron unos 5 y se fueron porque no les pagaban y no les firmaban el contrato, revelaron las madres de familia.

En este contexto, dos auditoras de la Contraloría de Lambayeque volvieron a inspeccionar los 4 colegios, comenzando por el Naylamp de Chiclayo.

Las peritos estuvieron acompañadas del coordinador de la gerencia de Infraestructura del GRL, ingeniero Pedro Castro Celis, quien fue emplazado con mucha indignación por los padres de familia que se encontraban en el plantel.

El funcionario (Pedro Castro) indicó que no estaba autorizado a declarar a los medios, y que su presencia obedecía a la visita programada por la Contraloría.

Yo no puedo declarar, me disculpan, solo he venido a solicitud de Contraloría a mostrar lo que se ha hecho, indicó el coordinador.

Pero Correo insistió con el funcionario y este comentó, no puede trabajar nadie (consorcio) sin contrato, eso es lo que dicen los padres de familia (que vino una empresa a hacer trabajos)….

Respecto al reclamo de los progenitores con relación a las mecidas que reciben en el GRL, Pedro Castro dijo, no los mecemos, le decimos lo que es justo, que están en proceso los contratos… la empresa vino acá como ganador, a verificar, a hacer trabajos de reconocimiento de terreno, eso es normal, refirió.

Las auditoras también verificaron servicios higiénicos a la intemperie, columnas de fierro armadas y oxidadas; además de las fosas que contienen aguas servidas.

Se informó que en una de estas fosas se construiría la cisterna para el agua potable.