"Empecé lavando platos"

"Empecé lavando platos"

"Empecé lavando platos"

22 de Octubre del 2014 - 12:26

Cuenta que suele dormir poco y trabajar bastante. Sin embargo, más que un empleo, para Joel Chirinos ser bartender es vivir una pasión que lo atrapó desde muy joven, cuando en sus ratos libres aprendió a preparar algunos tragos.

¿Desde cuándo te interesó ser bartender?

Tenía entre 15 y 16 años. Empecé lavando platos y luego fui mesero. Me hice amigo del barman y aprendí a preparar algunos tragos. Vi tanta pasión y dedicación que también decidí ser bartender.

¿Y no realizaste otros estudios?

Yo sabía preparar tragos, pero era muy empírico. Estudié un año la carrera de bar y luego Administración de Bebidas. Siempre leo bastante para aprender más.

¿Tu familia no te sugirió estudiar otra carrera?

Mi madre, que está en el cielo, en vida siempre me apoyó en todo. ¿Quieres ser zapatero?, sé el mejor zapatero. Bajo esa premisa busco superarme más.

¿Cómo lo consigues?

Leo y practico lo que reviso. Por ejemplo, ahora tengo horario en el almuerzo y la cena. En las horas de intermedio, en vez de descansar me pongo a leer libros sobre cocteles y luego llevo a la práctica lo que aprendí. También está internet, pero yo prefiero los libros. Incluso los consigo del extranjero.

Duermes poco...

Ahora soy medio nocturno, me quedo leyendo, y aunque hay jornadas largas, cuando una labor te apasiona tanto ya no lo ves como un trabajo. Eso sí, es un pasión a la que le dedicas esfuerzo, lo mejor de ti.

¿Nunca te ha ganado el estrés?

El estrés es parte de nuestra vida. Lo que hacemos como bartender contra eso es bromear. La risa, el buen humor nos sirve para refrescarnos, sobre todo si tenemos el bar lleno de gente.

Ganaste como mejor bartender en el World Class Perú 2014 con "Cielo y Tierra"...

Es un trago en honor a mi mamá y a mi hija que me acompaña. Esta bebida, a base de ron, tiene aromas y sabores equilibrados con muchas sensaciones.

Ahora viajarás a Panamá para representar al Perú. ¿Cuál es tu expectativa?

A nivel personal me ayudará mucho para mi aprendizaje. La otra es volver a Perú y junto con mis colegas bartenders consolidar la comunidad que venimos formando. Trabajar duro para que la coctelería tenga un nivel tan alto como nuestra gastronomía.

Lo más leído