Kenji Fujimori ironiza con proceso disciplinario: “¡Soy inocente!”

Cónclave naranja en el hotel el pueblo se inicia con temblores. El menor de los Fujimori repite la célebre frase que gritó su padre en juicio años atrás, ante investigación iniciada por el tribunal del partido que lidera su hermana Keiko
Kenji Fujimori ironiza con proceso disciplinario: “¡Soy inocente!”

Kenji Fujimori ironiza con proceso disciplinario: “¡Soy inocente!”

05 de Julio del 2017 - 07:03 » Textos: Karina Valencia / Aaron Salomón » Fotos: José Luis Cárdenas

Un sonriente Kenji Fujimori llegó ayer al mediodía al hotel El Pueblo, en Ate, donde Fuerza Popular planea reunirse hasta el jueves 6 de julio, con el fin de coordinar su trabajo de cara a la legislatura 2017-2018.

Horas antes de iniciarse este cónclave, en horas de la mañana, la agrupación política informó que el menor de los Fujimori será sometido a un proceso disciplinario por los reiterados cuestionamientos hechos a las decisiones parlamentarias de su bancada, actual mayoría en el Congreso de la República.

Pese a ello, el congresista rechazó que piense en renunciar a la agrupación política liderada por su hermana, Keiko Fujimori, y manifestó desconocer los motivos por los que se ha iniciado este proceso en su contra.

“Por si acaso, no sé los cargos por los que me están acusando. Ahora me enteraré, imagino. Lo más importante es que jamás voy a renunciar a mi partido”, aseguró Fujimori.

Minutos después de su arribo al lugar, se pronunció vía Twitter: “Ya en el Hotel El Pueblo, enterándome de mi sorprendente proceso disciplinario. Les adelanto lo siguiente: ¡Soy inocente!”, escribió, haciendo recordar la célebre frase que lanzó su padre, Alberto Fujimori, en el marco de uno de sus juicios, años atrás.

Según fuentes de FP, el comité disciplinario que estaría a cargo de evaluar el caso de Kenji Fujimori está conformado por los parlamentarios “naranjas” Milagros Takayama, Gladys Andrade y Guillermo Martorell.

LOS MOTIVOS. El último fin de semana, Kenji Fujimori volvió a causar incomodidad y rechazo entre los miembros de Fuerza Popular, luego de que propusiera la reestructuración de su partido político tras las derrotas en las elecciones. Incluso, señaló que los asesores de la agrupación, Ana Vega y Pier Figari, deberían dar un paso al costado.

Entre los polémicos comentarios que habrían agravado la situación de Kenji se encuentran los calificativos de “nauseabundo”, “coliseo” y “leones”, que el parlamentario utilizó este año para referirse al trabajo de su bancada en el Legislativo, entre ellos, al rechazo a investigar las denuncias del caso Sodalicio; y el debate de la permanencia del entonces ministro de Economía, Alfredo Thorne, y el contralor Edgar Alarcón.

DISTANCIAMIENTO. El vocero de FP, Luis Galarreta, señaló que el proceso disciplinario contra Kenji se inició tras los diversos pedidos de miembros de la bancada, quienes han encontrado en las expresiones de Fujimori “actitudes desleales”.

“La bancada por unanimidad, a pedido de varios parlamentarios, ha abierto un proceso disciplinario no por las discrepancias, sino por adjetivos y las actitudes que pueden ser desleales hacia su bancada”, dijo.

Asimismo, manifestó que el recurso presentado responde a las normas estipuladas en el reglamento de Fuerza Popular, el cual deberá acatarse.

“El congresista irá a dar su descargo. Lo que hay ahora es un proceso y este debe respetarse”, precisó.

Por su parte, la parlamentaria Úrsula Letona (FP) aseguró que los términos empleados por Fujimori no solo afectan al partido “naranja”, sino a la institucionalidad del Congreso. Por ello, exhortó a su compañero de bancada a “reaccionar”, al afirmar que no es necesario “insultar a nadie” para intercambiar ideas diferentes.

“No son los temas de fondo, sino la forma. El ‘nauseabundo’, el ‘coliseo’, el hablar de animales y circo, creo que no solamente es respecto de una actitud partidaria, sino a la institución de lo que es el Congreso de la República”, expresó.

Detalló que la decisión sobre el futuro de Kenji Fujimori deberá ser evaluada por la comisión disciplinaria, la cual pondrá en la balanza los atenuantes, agravantes y la conducta del parlamentario en los últimos meses.

“El reglamento habla de una amonestación -que puede ser el caso-; una suspensión temporal, como ocurrió con el excongresista Gagó; o la expulsión de la bancada. Para eso hay que ver los atenuantes, los agravantes, la conducta del legislador en ocasiones anteriores, si es reiterativo, o si cambia y ofrece disculpas. Es una decisión muy difícil, pero somos un partido sólido y este tipo de conductas no pueden ser permitidas”, recalcó.

SE SUMAN. Esta postura también fue compartida por su compañero de bancada, Héctor Becerril, quien sostuvo que las expresiones de Kenji Fujimori no contribuyen al fortalecimiento del partido y, si se le ha abierto un proceso en su contra, es porque “nadie tiene corona”.

“Lo que pasa es que Kenji hace meses viene lanzando fuertes epítetos tanto al Congreso de la República como a la bancada de Fuerza Popular (...) Varios colegas han conversado con él en algún momento y él ha continuado sobre ello. Acá nadie tiene corona”, expresó.

“Espero que sea lo suficientemente maduro para entender que no está actuando bajo la ética que reclamamos todos en la bancada. Todos nos hemos sentido aludidos en un momento dado y debe entender ello”, añadió.

Quien también se pronunció sobre el caso fue el parlamentario fujimorista Miguel Torres. Este indicó que el recurso contra el benjamín de los Fujimori puede ser “una excelente oportunidad”, para que el hijo del expresidente Alberto Fujimori comparta con la bancada las razones que motivaron una serie de comentarios y apreciaciones que incomodaron a la bancada naranja.

“Creo que esta es una excelente oportunidad para que el congresista venga y comparta con nosotros, las razones y los motivos que lo han inclinado a hacer este tipo de afirmaciones. Yo saludo un proceso disciplinario. No lo veamos como algo negativo, sino como una oportunidad para que él pueda compartir con nosotros las razones que lo han motivado a comportarse de esa manera”, señaló.

“Al inicio, uno quería pensar que era un tema de falta de comprensión o falta de información con respecto a sus opiniones. Sin embargo, el tema reiterado manifiesta tener otro tipo de sustento, por lo que queremos escucharlo”, agregó.

POR UNANIMIDAD. Correo se comunicó con la congresista de Fuerza Popular, Karina Beteta, quien confirmó hoy que por unanimidad los miembros de la bancada decidieron abrir un proceso disciplinario a Kenji Fujimori.

"Se dará los plazos para recibir los descargos como corresponde al reglamento de la bancada", indicó la legisladora. Además, dejó entrever que Kenji Fujimori estuvo ayer en la reunión de Fuerza Popular.

POR SUS TWEETS. A su turno, el legislador naranja Carlos Tubino sostuvo que a Kenji Fujimori se le abrió un proceso por sus constantes mensajes en su cuenta Twitter que afectaban la unidad del grupo parlamentario por posiciones o inquietudes que debía, más bien, transmitir por la vía interna.

"No es por lo que dijo en canal N, es una consecuencia del análisis hecho ayer (de las publicaciones de Kenji Fujimori en las redes sociales). Tiene que haber orden si alguien socava la unidad, nadie tiene corona", enfatizó el congresista en una entrevista a RPP.

Te puede interesar:

Kenji Fujimori felicita a su hermana por carta de diálogo con presidente Kuczynski