Exclusivo: Habla el nuevo ministro de Vivienda del próximo gobierno

Edmer Trujillo, sostiene que a finales del gobierno de Pedro Pablo Kuczynski la cobertura del servicio de agua potable será al 100%
Exclusivo: Habla el nuevo ministro de Vivienda del próximo gobierno

Exclusivo: Habla el nuevo ministro de Vivienda del próximo gobierno

21 de Julio del 2016 - 18:18 » Textos: Flor Muñoz » Fotos: Josué Ramos

Un manejo técnico y profesional y no político de las empresas prestadoras de servicio (EPS) de agua podría mejorar la cobertura que actualmente reciben algunas ciudades, expresó el recientemente designado ministro de Vivienda, Saneamiento y Construcción, Edmer Trujillo Mori.

En entrevista con Correo manifestó que la meta del gobierno de Peruanos Por el Kambio (PPK) es que al finalizar su periodo, el 100% de los peruanos contemos con servicios de agua y desagüe.

Asumirá un ministerio con muchos compromisos. PPK ha prometido que todos los peruanos tendremos agua y desagüe en su gobierno. Saneamiento, agua potable, alcantarillado, tratamiento de aguas servidas, es un tema enteramente público de responsabilidad del Estado.

¿Cuál es el principal problema en este sector? Existen dos grandes problemas. El primero es la cobertura. Es decir que no se llega al 100% de la población. Actualmente, existe alrededor de 10 millones de peruanos que no tienen agua potable, comenzando por Lima y es peor en la parte rural. El segundo problema es que los operadores de servicios como son las EPS o los mismos municipios deben fortalecerse, tener técnicos especializados para mejorar sus servicios, cosa que hoy no sucede. No hay personal capaz y por eso los servicios son de muy mala calidad.

¿Las EPS se manejan política y no técnicamente? Obviamente, el manejo político local es un factor que no va a permitir que los servicios mejoren. Los municipios no designan a personas responsables con formación para que estén al frente de la EPS .

¿En estos primeros días ha logrado conocer cuál es la situación de las EPS? Según lo que ha evaluado el Organismo Técnico de la Administración de los Servicios de Saneamiento (Otass) hasta el momento de un total de 50 empresas hay 25 que deben ser intervenidas porque no garantizan la continuidad del servicio. En el sur está Ilo y Moquegua, esta última ya intervenida. Las otras que no aparecen en la lista no es que estén bien, sino que aún no se concluyó la evaluación.

¿Cómo se puede superar estos deficientes manejos? Los servicios de saneamiento en ninguna ciudad del país están garantizados, sin embargo, se invirtió mucho dinero, lo que falta es que los que dan el servicio como son las empresas y municipios sean eficientes y eso pasa por desarrollar capacidades.

¿Cuál es la meta? La meta es ambiciosa y es llegar con agua potable al 100% de la población, eso implica un esfuerzo muy grande y una concentración de esfuerzos de diferentes sectores. Eso implica que en los primeros 90 días realicemos dos acciones concretas. Una es poner en marcha los proyectos paralizados que no se inician por simples detalles o trámites que faltan y la otra es adecuar el marco legal para facilitar la gestión y mejorar el manejo de las empresas, eso se va a dar en el contexto del pedido de facultades que se va a formular al Congreso para legislar en algunos temas y uno de esos temas es agua y saneamiento.

¿Hay propuestas de privatización? El discutir que si las empresas que prestan servicios de agua y alcantarillado se privatizarán eso es una discusión que no tiene sentido. En el mundo hay experiencias privadas exitosas y malas, lo mismo hay experiencias públicas que tuvieron éxito y otras que fracasaron. Lo que aquí queremos es que las entidades prestadoras de servicios garanticen una buena calidad de servicio y que lleguen a toda la población.

¿Cuál es el pedido que le haría a los alcaldes? Hay varias cosas que hacer con los alcaldes. No podemos seguir permitiendo que cualquier persona, que apoyó en la campaña o estuvo cerca del regidor o algún alcalde sea el que ocupe los cargos importantes dentro de una empresa, si seguimos así eso no cambia.

¿Cómo abordará el tema de vivienda? El tema de vivienda también se dará impulso. Actualmente hay un déficit de 500 mil viviendas y este déficit sigue creciendo porque anualmente el país necesita 140 mil viviendas y en la construcción formal e informal no llegamos a las 100 mil al año.

¿Se crearán nuevos programas? En vivienda hay programas importantes. Estamos revisando para ver que mejoras se pueden hacer. No creemos que el tema sea solo competencia del Gobierno nacional, creemos que los gobiernos regionales deben destinar parte de sus recursos para solucionar este problema.

Perfil. Edmer Trujilloo designado ministro de vivienda, es ingeniero sanitario. Tiene 23 años laborando como funcionario en el sector público principalmente en empresas de saneamiento.

Chicas Bocon

Lo más leído